Cargando

SMBloggin

SMBloggin'

Regresar al Inicio

El auge de los gigantes de vidrio: cómo las ciudades modernas están obligando a los rascacielos a evolucionar

Escrito por: The Conversation | agosto 31, 2017

Puedes leer este artículo en: Español | English

Los rascacielos de vidrio proyectan sus sombras sobre las calles y las ciudades de todo el mundo. Estos gigantes son notoriamente ineficientes: los exteriores de cristal atrapan los rayos del sol durante el verano y pierden el calor durante todo el invierno, requiriendo aire acondicionado y el control del clima durante todo el año. Los interiores oscuros requieren grandes arreglos de iluminación, mientras que cientos de computadoras zumban las 24 horas, consumiendo aún más electricidad.

En un momento en que la eficiencia energética es una cuestión de importancia mundial, vale la pena considerar cómo estos oscuros gigantes de vidrio llegaron a dominar el paisaje urbano, y cómo podemos construir para corregir estos defectos en el futuro. De hecho, el rascacielos moderno emergió de una evolución arquitectónica, que comenzó con la construcción de edificios altos de oficinas en Chicago durante los 1880s.

Imagen_02

El emblemático rascacielos del “Estilo Internacional” –una superficie prismática de cristal envolviendo un núcleo central de servicio– fue imaginado durante los años 1920 y 1930, por los arquitectos alemanes que huyeron de Alemania hacia América, Walter Gropius y Mies van der Rohe. Fue construido por primera vez en América durante la década de 1950, el edificio de la ONU (1952), Lever House (1954) y la torre de Seagram (1958) de Nueva York son edificios seminales de oficinas de vidrio oscuro, que generaron incontables imitadores en todo el mundo.

Icono de estilo del siglo XXI

A pesar de que las limitaciones del estilo internacional se hicieron evidentes a finales del siglo XX, cuando los gobiernos implementaron normas energéticas más estrictas, el vidrio sigue predominando a medida que nos acercamos al 2020. Hoy los rascacielos de oficinas, en particular los que se ven en los distritos comerciales de Medio y Extremo Oriente, usan dobles fachadas ­–una capa exterior de vidrio envolviendo al edificio real– para mantener la vidriosidad y permitir la luz del día, mientras que mejora el aislamiento y la resistencia a la ganancia solar.

Las características en ahorro de energía, como la iluminación eficiente y los elevadores que regeneran la energía, son ahora normales. La trigeneración (calefacción-refrigeración-plantas de energía) zumban eficientemente en los sótanos, mientras que el sombreado solar y las ventanas abiertas se utilizan a veces para reducir las cargas de aire acondicionado. La vegetación verde está apareciendo en los vestíbulos y en los jardines elevados, alimentados por agua de lluvia capturada.

La forma en cómo las ciudades y los lugares de trabajo se están desarrollando exige un cambio aún mayor. En una época de creciente urbanización, el idilio estadounidense de un distrito comercial compacto de gran altura, rodeado por una gran extensión residencial suburbana servida por autopistas y centros comerciales simplemente no es compatible con los recursos de la tierra, la población, la energía y de transporte de las ciudades del siglo XXI.

Para hacer frente a las presiones de los sistemas dinámicos de transporte masivo y el aumento de los valores de la tierra, los ciudadanos urbanos deben acostumbrarse a vivir –así como trabajar– en desarrollos de gran altura, agrupados alrededor de nodos clave de transporte.

La Defénse, Paris’ high-rise quarter. IceNineJon/Flickr, CC BY-NC-ND

Diferentes ciudades están respondiendo a estos desafíos de diversas maneras. Londres tiene una política de concentrar edificios altos en grupos alrededor de estaciones clave de ferrocarril, manteniendo entremedio líneas claras de visión. Estos grupos se convierten en imanes para oficinas y torres residenciales adicionales.

París excluye los rascacielos de su centro por completo, limitándolos a distritos como La Defensa, a las afueras de la ciudad. Mientras tanto, China ha construido misteriosas “ciudades fantasmas”: distritos enteros de edificios de gran altura, construidos antes de que la población se mueva.

Futuros de uso mixto

La forma en cómo la gente usa los rascacielos también está cambiando. Por un lado, el Internet ha reducido la demanda de oficinas convencionales. La tendencia actual es de grandes pisos de comercio, o interiores de oficina ajardinados con estaciones de trabajo de múltiples pantallas, hot-desking y espacios de reuniones con luz natural. Hay menos necesidad de enormes paredes de vidrio. Para la luz del día, hay un regreso a los grandes ventanales acristalados colocados en una pared aislante.

Entre las pequeñas empresas, existe una demanda de oficinas de “incubadoras”, a menudo en almacenes recuperados. Los empleados pueden trabajar desde casa usando videoconferencias y redes virtuales. De hecho, muchos edificios de oficinas del siglo 20 ya están convertidos en uso residencial, como Metro Central y la Torre Southbank en Londres.

Otra tendencia importante es el rascacielos de uso mixto, donde el estacionamiento, transporte, hotel, oficinas, parques elevados, residencias, colegios, centros de salud y de ocio se colocan verticalmente en una sola huella, con alimentos, bebidas y puntos de venta al nivel de la calle. Esto se está convirtiendo en la norma en los edificios altos más nuevos, especialmente en Japón y China.

Las torres de uso mixto hacen el mejor uso de la tierra y son más resistentes a los choques económicos porque los ingresos de renta provienen de muchas fuentes diferentes y los flujos de personas son equilibrados, en lugar de alcanzar el pico dos veces al día. La idea comenzó en Chicago en 1969, desarrollada en China, y ahora aparece en la mayoría de las megaciudades globales. Los ejemplos incluyen el Shard de Londres, la torre de Shanghai, PS100 (Singapur), Hysan Place (Hong Kong) y el desarrollo propuesto en 470 11th Ave (Nueva York).

Imagen_04

Nuevas técnicas de construcción tales como núcleos de servicio ultrarígidos, cimentación continua de concreto, estabilizadores, marcos de rejilla y sistemas de amortiguación sísmica han hecho posible construir muy alto. Burj Khalifa de Dubai supera los 800 metros, y la Torre del Reino de Jeddah llegará a 1,000 metros cuando haya terminado.

La quinta generación emerge

Sin embargo, mientras miramos hacia adelante, la tendencia más significativa no será la altura extravagante, sino la eficiencia energética. Los rascacielos del futuro son aquellos que los arquitectos llaman “quinta generación”, que apuntan a una huella neutra en carbono, como la CH2 de Melbourne, One Bligh Street en Sydney y One Angel Square en Manchester.

Estas excepcionales torres nuevas incluyen una variedad de innovaciones respetuosas con el medio ambiente, como la generación de energía renovable, sombreado solar y dobles fachadas con ventilación natural. También contarán con mayor masa térmica, atrios ajardinados, almacenamiento de calor subterráneo, captación de agua, reciclaje, elevadores lineales de inducción, así como granjas urbanas verticales, plantación verde y fachadas y techos que generen electricidad.

El futuro no se puede encontrar en un pequeño número de diseños monstruosamente altos. Más bien, está en el gran número de rascacielos eficientes y versátiles, que serán esenciales para hacer frente a las crecientes poblaciones urbanas y mantener las ciudades funcionando.

Lee el artículo de David Nicholson-Cole, Profesor Asistente de Arquitectura, University of Nottingham, publicado originalmente en The Conversation en el siguiente link.

Dejar un comentario

Comparte

Relacionados
¿Cómo crear una entrada exitosa a premios internacionales de arquitectura?
¿Cómo crear una entrada exitosa a premios internacionales de arquitectura?
Por: Jimena Orvañanos

Todas las competencias de diseño comparten los mismos obje ...

¿Cómo Creative Commons está ayudando a la arquitectura?
¿Cómo Creative Commons está ayudando a la arquitectura?
Por: Daniela Cruz

Internet es prueba histórica de los impresionantes hitos qu ...

¿Sabes la definición acertada de Usos Mixtos en Arquitectura?
¿Sabes la definición acertada de Usos Mixtos en Arquitectura?
Por: Redacción Sordo Madaleno

Como parte de nuestros ejes arquitectónicos, la práctica d ...